Problemas de las muelas del juicio

Problemas de las muelas del juicio

Las muelas del juicio suelen ser una de las principales y más habituales causas de consulta al dentista. La mayoría de pacientes que presentan problemas con sus muelas experimentan dolores en ciclos. Durante el período que cesa el dolor, consideran que el problema no es tan grave como podría parecer. Estos episodios pueden prolongarse durante años, provocando efectos dañinos en nuestra cavidad bucal y molestias en otras partes de nuestro rostro, como la cabeza o la oreja. Las muelas del juicio que causan dolor deben ser extraídas de manera profiláctica para ahorrar problemas dentales futuros al paciente.

¿Qué problemas provocan las muelas del juicio?

Normalmente, las muelas del juicio que se bloquean o enquistan durante su erupción, no se desarrollan adecuadamente y causan dolor. El fenómeno se define como muela impactada, es decir, aquella que no brota correctamente del hueso o la línea de la encía. Cuando ocurre, es generalmente debido a la falta de espacio para su alojamiento, pudiendo quedarse bloqueadas en distintas posiciones. Alrededor de un 90% de la población tiene, hoy en día, al menos un molar de este tipo.

La muela del juicio impactada, que debe ser extraída lo antes posible, puede generar distintos problemas en la boca del paciente.

  1. Infección o enfermedad de las encías. El molar, al ejercer presión y estar en una posición inadecuada, produce una inflamación progresiva de las encías de su alrededor. Una vez se haya extraído, la situación mejora paulatinamente.
  2. Infección en el hueso. Si la infección en las encías no es tratada y perdura en el tiempo, puede llegar a afectar el hueso adyacente a la muela. Esta infección puede propagarse hasta la mejilla o el cuello.
  3. Infección y caries en los dientes vecinos. La zona en la que se encuentran las muelas del juicio es difícil de limpiardurante la higiene dental diaria. De este modo, el área atrae bacterias debido a la comida que puede quedar impactada en los dientes de alrededor.
  4. Quistes foliculares y dolores frecuentes (dolores de cabeza, de oído, dolor facial general, etc.)

Para evitar los problemas que provocan las muelas del juicio, es necesario visitar tu dentista, que evaluará la situación y podrá extraer el tercer molar. Sin embargo, no solo debes acudir a clínica cuando experimentas dolores y molestias difíciles de soportar. Aunque las muelas del juicio se estén desarrollando de forma correcta, una supervisión profesional, tanto de su nacimiento como de su evolución, es esencial. El control de su erupción y la limpieza que se está ejerciendo sobre ellas deben ser analizadas y supervisadas.

Share:

Leave comment

Calle Rafael Calvo 5

Barrio de Chamberí, Madrid

914 268 071

Llama Ahora!

Horario de Apertura

L-V 10:00-14:00 16:00-20:00

Pedir Cita

Solicita tu cita ahora!
Call Now Button